FAQ

Preg­un­tas más frecuentes

La agro­fo­to­vol­tai­ca o Agri-PV es un méto­do de gener­a­ción de ener­gía solar en ter­re­nos agrí­co­las que sigue per­mi­ti­en­do la pro­duc­ción de ali­ment­os o pien­sos. Esta for­ma aún joven de pro­duc­ción de ener­gía renova­ble eli­mi­na la creci­en­te com­pe­ten­cia por la tier­ra ent­re la agri­cul­tu­ra y la indus­tria ener­gé­ti­ca. De este modo, con­tri­buye de for­ma importan­te a una mayor pro­tección del cli­ma y a la segu­ridad ali­men­ta­ria. Al mis­mo tiem­po, Agri-PV for­ta­le­ce a los agri­cul­to­res pro­por­ci­onán­do­les opor­tu­ni­dades de ingre­sos adi­cio­na­les medi­an­te la gener­a­ción de electri­cidad verde.

Una doble cosecha, pues, que ade­más tiene otra importan­te ven­ta­ja: el techa­do par­cial de los cul­tiv­os hace que estén mejor pro­te­gi­dos del calor exce­si­vo, las llu­vi­as tor­ren­cia­les, el gra­ni­zo y las hela­das. Espe­cialm­en­te en el caso de los cul­tiv­os sen­si­bles, como las bayas, esta pro­tección adi­cio­nal es nota­ble en vis­ta del cam­bio cli­má­ti­co, mien­tras que muchos otros inclu­so rin­den más. 

Con Agri-PV, las valio­sas tier­ras de cul­tivo sigu­en sien­do tier­ras agrí­co­las, pero generan un segun­do ren­di­mi­en­to en for­ma de electri­cidad. Esta es la dife­ren­cia cru­cial con un sis­te­ma foto­vol­tai­co autó­no­mo, que no per­mi­te el doble uso: no se pue­de cul­ti­var más en un sis­te­ma autó­no­mo. Otro ras­go distin­tivo es que se omi­te la redis­tri­bu­ción del ter­re­no como sue­lo comercial. Esto faci­li­ta las apro­ba­cio­nes y tam­bién ofre­ce ven­ta­jas fis­ca­les. La agro­vol­tai­ca repre­sen­ta, por tan­to, un ele­men­to importan­te para la expan­sión pre­vis­ta de la foto­vol­tai­ca en un 80% en los pró­xi­mos años, ya que las super­fi­ci­es dis­po­nibles para la foto­vol­tai­ca clá­si­ca mon­ta­da en el sue­lo son cada vez más escasas.

No sell­a­mos nin­gún sue­lo con nuestros sis­te­mas por­que uti­liz­a­mos una téc­ni­ca patenta­da: el Spinn­an­ker. Esta sube­struc­tu­ra per­mi­te levan­t­ar el sis­te­ma sin tener que hun­dir los cimi­ent­os de hor­mi­gón en el sue­lo. Mien­tras que en los módu­los ele­va­dos es admi­si­ble una pér­di­da de super­fi­cie del 15%, nue­s­tro con­cep­to de sis­te­ma se las arre­g­la con sólo un 8–10% gra­ci­as a esta tec­no­lo­gía. Esto tam­bién es una ven­ta­ja para la bio­di­ver­sidad, ya que pode­mos com­pen­sar gran par­te de estas zonas con fran­jas de flores.

Los agri­cul­to­res deben ase­gur­ar nuestros ali­ment­os de la for­ma más ópti­ma posi­ble, y al mis­mo tiem­po que­re­mos generar electri­cidad ver­de. Al per­mi­tir ambas cosas en la mis­ma super­fi­cie, nuestros sis­te­mas foto­vol­tai­cos pue­den pro­du­cir más ali­ment­os, no menos. Por­que se pier­de menos tier­ra para la pro­duc­ción de ener­gía. Como valor aña­di­do, pro­te­ge­mos la agri­cul­tu­ra de las malas cosechas causa­das por el cam­bio cli­má­ti­co. Esto crea una situ­ación en la que la segu­ridad ali­men­ta­ria y la indus­tria ener­gé­ti­ca salen ganando.

Las plan­tas nun­ca están com­ple­ta­men­te cubier­tas, por lo que el ren­di­mi­en­to pue­de con­tro­lar­se bási­ca­men­te por el gra­do de som­bre­a­do. Debi­do al gran poten­cial que ofre­ce la agro­vol­tai­ca, se están rea­liz­an­do muchos estu­di­os en todo el mun­do para poder hacer afir­macio­nes a lar­go pla­zo. En Ale­ma­nia, por ejem­plo, el Insti­tu­to Frau­en­ho­fer está tra­ba­jan­do en ello, y esta­mos en est­recho con­ta­c­to con ellos.

Los módu­los bifa­cia­les, es decir, de vid­rio trans­lúci­do, como los que uti­liz­a­mos noso­tros, han demos­t­ra­do ser espe­cialm­en­te efi­caces para una gestión homo­gé­nea de la luz y un alto ren­di­mi­en­to ener­gé­ti­co. En el caso de las plan­tas tole­ran­tes a la som­bra, como las pata­tas o las espi­na­cas, se obser­vó inclu­so un aum­en­to del ren­di­mi­en­to. Los cul­tiv­os fru­ta­les sen­si­bles tam­bién se lle­van bien con Agri-PV, que ade­más pro­te­ge el cul­tivo de los daños cau­sa­dos por el calor y otros fenó­me­nos meteo­roló­gi­cos extre­mos, como los que se dan aho­ra con más fre­cuen­cia en nue­s­tro país.

El con­cep­to de nuestros tipos de sis­te­mas se des­ar­rol­ló en est­recha con­sul­ta con los agri­cul­to­res y las aso­cia­cio­nes de maqui­na­ria. Aun­que para nues­tra pri­me­ra plan­ta pilo­to se sel­ecci­onó una luz de 12 metros, la expe­ri­en­cia ha demos­t­ra­do que esta luz sólo es sufi­ci­en­te para peque­ñas explot­a­cio­nes. Para la nue­va ver­sión, hemos opta­do por una anchu­ra libre de 18 metros y una altu­ra libre de 6 metros. Esto signi­fi­ca que se pue­den uti­li­zar la may­o­ría de los gran­des ape­ros agrí­co­las convencionales.

Agro­So­lar Euro­pe se cen­tra en Agri-PV y expe­ri­men­ta­mos la can­tidad de cono­ci­mi­ent­os que se nece­si­tan para la com­bi­n­ación de la agri­cul­tu­ra y la ener­gía solar. Por lo tan­to, que­re­mos con­cen­trar­nos. No obstan­te, las plazas de apar­ca­mi­en­to tam­bién pue­den cubrir­se con nuestros sis­te­mas. Sin embar­go, de esto se encar­ga nue­s­tro accio­nis­ta Hil­ber Sola, que cuen­ta con 30 años de expe­ri­en­cia en el mercado.

Toda­vía hay muchos aspec­tos prác­ti­cos y de segu­ridad que hay que tener en cuen­ta en lo que respec­ta a las cubier­tas de las auto­pis­tas, y toda­vía se están inves­ti­gan­do. Estos van des­de posi­bles esce­n­a­ri­os de impac­to de vehí­cu­los has­ta pro­ble­mas de man­ten­imi­en­to o de reti­ra­da de nie­ve. A par­tir de una lon­gi­tud de 80 m, las est­ruc­turas de sopor­te tam­bién ten­drí­an que cla­si­fi­car­se de for­ma simi­lar a los tún­eles, por lo que la con­struc­ción ten­dría que cum­plir requi­si­tos de segu­ridad más ele­va­dos, lo que a su vez aumen­ta­ría los cos­tes. Pero tam­bién esta­mos muy pen­dien­tes de esto con nue­s­tro socio Hil­ber Solar. 

Apoyamos la expan­sión con­stan­te de la tec­no­lo­gía solar. Esto signi­fi­ca que tam­bién abo­ga­mos por la ampli­a­ción con­se­cuen­te de las super­fi­ci­es de los teja­dos con tec­no­lo­gía solar. El gobier­no ale­mán quie­re ampli­ar la ener­gía foto­vol­tai­ca en un 80% has­ta alcan­zar los 200 giga­va­ti­os en 2030. No todos los teja­dos son aptos para la ener­gía solar, al igu­al que no todas las tier­ras de cul­tivo son aptas para la agri­cul­tu­ra foto­vol­tai­ca. Por lo tan­to, se nece­si­ta una com­bi­n­ación de todas las opcio­nes sola­res. Agro­So­lar Euro­pe se ha espe­cia­liz­ado en agrofí­si­ca para con­tri­buir a la tran­si­ción energética.